Un honor

20160517_083009

Una de las cosas que en esta casa no entendemos es por qué no es “suficiente” COMPARTIR LA VIDA CON UN PERRO. ¿Por qué tiene que aprender a traernos las llaves, a dar la pata y a hacer el pino?…¿por qué pensamos (actuando en consecuencia) y defendemos que necesita hacer cosas que, en realidad, no le corresponden por naturaleza?…¿por qué hay que hacer alguna “actividad” (“extraescolar”) con ellos?…¿por qué empleamos tiempo y esfuerzo en investigar para encontrar en ellos cualquier vestigio o rasgo que confirme su parte “humana” en forma de necesidades, sentimientos o deseos?…¿es que no tenemos “bastante”?…Ya que tenemos la gran suerte de compartir con ellos nuestras vidas…¿por qué no trabajamos en pro de una convivencia respetuosa y equilibrada, en ambos sentidos, con ellos?…una convivencia donde no se transgreda el respeto ni la dignidad del animal…aún durmiendo en tu casa, aún disfrutando con él como con nadie, aún suponiendo para ti lo mejor de tu vida. ¿Por qué no “aterrizamos” de una vez y trabajamos para resolver la “salsa” que hemos montado entre unos y otros…con los perros?.
Los profesionales, semi-profesionales, parlanchines y “vendedores de humo” tenemos mucho que ver con todo esto. La responsabilidad que exigimos o deberíamos exigir a los propietarios-dueños de un perro para con él, no es suficiente. Deberíamos refrescar la nuestra, la que se nos supone. Deberíamos, para ello, intentar mirar mucho más allá de nuestras narices, de nuestros intereses, de nuestro futuro como profesionales. Según nuestra opinión, debería “mandar” una LÍNEA EDUCATIVA-CONSTRUCTIVA, una línea de trabajo QUE APORTE. Que aporte, finalmente, a los perros, a los que tanto “adoramos” y admiramos, si es que, realmente, es de corazón. Que aporte, por encima del fantasmeo, que ayude. Que no sirva, casi exclusivamente, a buscar el aplauso y la admiración de aquellos, entre otros, que son víctimas de la falta de pudor para “probar”, para “enseñar”, para “ayudar”…sin la experiencia “impepinablemente” necesaria.
Acerquémonos a los perros para entenderles, para comunicarnos con ellos, para ayudarles a convivir con nosotros…sin olvidarnos de “con quiénes estamos hablando”, sin olvidarnos, por favor, de que son PERROS…¿no te parece suficiente?…¿no?…para nosotros, es más que “suficiente”, es un honor y nos sentimos, además, eternamente agradecidos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s